El implemento permitiría alertar a la policía y a la víctima, en caso de que el agresor se acerque a la mujer.

La sala del Senado aprobó, este miércoles, el informe de la Comisión Mixta que incorpora una tobillera electrónica como medida cautelar para los hombres que sean imputados por violencia intrafamiliar.

La norma pretende que se respeten otras medidas como la prohibición de acercarse a la víctima que habitualmente son ordenadas por el juzgado, pero que en la práctica no son cumplidas siempre.

La ley aún debe ser aprobada por la Cámara de Diputadas y Diputados y desde el gobierno esperan que en marzo de 2022 pueda comenzar a implementarse este mecanismo de monitoreo telemático.

El ministro de Justicia y Derechos Humanos, Hernán Larraín, celebró la aprobación de la norma en el Senado y aseguró que esta nueva herramienta podría ayudar a reducir la violencia contra las mujeres.

“Al aprobar en el Senado, un proyecto de ley que va a proteger de las agresiones a las mujeres chilenas (…) se va a instalar esta tobillera que va a permitir, cuando se acerque el agresor a la víctima, informarle a la policía y que la propia víctima tome las medidas”, explicó Larraín.

“Creemos que vamos a reducir en forma significativa la violencia contra la mujer, e incluso los femicidios que lamentablemente incrementan año a años. Es un paso muy serio, muy sólido”, agregó.