El Ministerio de Hacienda entregó detalles respecto a los nuevos gastos fiscales en materia de ayudas sociales, para combatir la crisis económica causada por la pandemia de coronavirus.

En ese aspecto, se señaló que el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) Universal y el Fondo de PYMEs significarán una deuda adicional a la anunciada previamente, la que estaba estimada en unos US$ 19.000 millones, de conformidad con la Ley de Presupuestos del año 2021. 

A través de un comunicado, el gobierno informó que las necesidades de financiamiento actualizadas, incluyendo eventuales ajustes y aquellos gastos recientemente aprobados, serán publicados en el Informe de Finanzas Públicas en el segundo trimestre de este año. 

Hasta la fecha, “se ha emitido un total de US$ 11.924 millones en bonos, tanto en moneda externa como en moneda local, de los cuales US$ 9.075 millones usan margen de endeudamiento”.

El financiamiento sería de dos modos

Según el Ministerio de Hacienda, se estima que el financiamiento adicional requerido sería cubierto de dos maneras: Mediante una combinación de mayor deuda y el uso del Fondo de Estabilización Económica y Social (FEES).

En cuanto a la capacidad de endeudamiento por parte del fisco, la ley N° 21.288, que crea el Fondo de Emergencia Transitorio Covid-19, autoriza la posibilidad de contraer deuda hasta el equivalente a US$8.000 millones, en moneda extranjera o moneda local, hasta fines de junio de 2022.