En Calama se abrió una amplia investigación ante la denuncia de dos veterinarios que inocularon a personas con vacunas destinadas para perros indicando que son efectivas para el combate a la pandemia de coronavirus.

Una de las profesionales sumariadas alzó la voz y se defendió ante la acusación, que en su momento le significó recibir una multa de 200 UTM, debido a que el Seremi de Salud la sancionó por “gravísimas infracciones a la normativa, por haber inoculado con vacunas de uso veterinario en seres humanos, sin la correspondiente autorización”.

Es el caso de  la veterinaria M.F.M., quien incluso admitió que se autoinoculó.

“A mí no me hizo nada”

La profesional está en la mira, ya que según información de la Seremi de Salud, se detalló que al menos 75 personas fueron vacunadas con este medicamento animal.

Ante la situación, M.F.M. admitió que “yo me inoculé, eso es verdad. Mi secretaria, su esposo y sus hijos, sí efectivamente también se vacunaron. Somos cinco personas”.

Junto con indicar que “no proporcioné vacunas”, dijo antes de enviar un mensaje a las autoridades por lo sucedido.

“Si es tan mala la vacuna, si a mí no me hizo nada, ¿por qué realmente no viene el seremi de Salud y prueba si mi sangre tiene anticuerpos o no?“, sentenció.

“Se inoculó a niños”

La situación fue abordada por el alcalde de Calama, Daniel Agusto, quien en conversación con el Matinal Mucho Gusto sostuvo que “se trata de dos profesionales que habían suministrado el año pasado efectivamente estas dos dosis de la vacuna óctuple, que se aplica en caninos para combatir la distemper, parvovirus y también contra el coronavirus canino”.

Ante la situación, la autoridad admitió que abrió una investigación al señalar que “estos profesionales se apartaron de la ética y del ejercicio de su profesión”.

Sobre el mismo tema, agregó que “es inaceptable que se juegue con la salud de la población y sobre todo que se inoculó a niños, siendo que esto no está aprobado, no está autorizado”.

¿Vacuna para perros causa daño en humanos?

Sobre si es efectiva en humanos una vacuna que está destinada para perros, el veterinario Sebastián Jiménez afirmó que “si me inoculan con una vacuna para perros de alguna forma voy a producir una respuesta inmune, pero que me proteja de una enfermedad, no lo sé”.

En cuanto a la peligrosidad que puede generar este medicamento animal aplicado a personas, Jiménez aseveró que no es “inocuo de ninguna forma, pero como no hay investigaciones no lo puedo asegurar porque es una vacuna hecha. Si esto fue el año pasado, quizá ya pasó, pero pueden tener reacciones alérgicas a futuro”.